Sin categoría

La Decisión

Todo comienza con una decisión.

 10881237_559459

Del mismo modo que nadie puede respirar por nosotros, nadie puede decidir la vida que queremos vivir. Solo nosotros podemos decidir transformar nuestra vida.

Cuando tomamos la decisión de vivir una vida consciente, damos el primer paso en el camino de la sabiduría, es la decisión de tomar la responsabilidad de nuestra vida y hasta que esto no sucede vivimos siendo víctimas de las circunstancias, dependientes de que la vida se acople a nuestros deseos y está claro que este no es un fundamento solido para una vida plena, justamente lo contrario, es la mejor receta para ser desgraciado e infeliz.

Vivir conscientemente no es algo que hagamos cuando nos queda un poco de tiempo libre y tenemos un hueco en la agenda,   no  es  una  cosa  más de la que nos ocupamos cuando las responsabilidades de la vida nos lo permiten, o algo que hacer entre trabajo, carrera, familia y cenar con los amigos. Si la transformación de nuestra conciencia es solo una cosa más en el día a día, está claro que  no  hemos entendido de lo que se trata, no progresaremos  en el camino de la sabiduría y siempre encontraremos razones que justifiquen porqué no podemos, ahora, ocuparnos de la sabiduría, al igual que también encontraremos razones que aprueben nuestro “derecho” a sufrir y seguiremos buscando culpables y responsables de nuestro sufrimiento.

Tampoco es una decisión que se tome a la ligera, porque nos parece una buena idea, y no tenemos nada mejor que hacer. Todo forma parte de un proceso y es una decisión que se manifiesta por la necesitad interior de terminar con el circulo vicioso del sufrimiento, es el presentir de algo más que esta vida de lucha. Esto naturalmente no significa que debamos decidir entre la sabiduría y la vida mundana, lo que realmente significa es, vivir la vida con la comprensión del sabio.

Solo, cuando la sabiduría es lo más importante en nuestras vidas, desarrollamos la motivación para transformar las viejas estructuras y pautas del ego. La motivación nos da la inspiración que necesitamos en el proceso creativo de la transformación,  y esto genera la determinación  que  nos empuja a superar los obstáculos y

Resistencias que nos vamos a encontrar en el camino.

¿Es realmente la sabiduría lo más importante en tu vida?
¿Estas dispuesto a hacer lo necesario para vivir conscientemente?

  Si la respuesta a estas preguntas es un si, nada ni nadie en el mundo podrán impedir o frenar nuestra transformación. Con esta decisión nos sincronizamos con la   inteligencia   universal y en esta   sincronización    nos conectamos conscientemente con la fuerza que obra en nosotros y que crea el universo, el Ser. Este es el comienzo de una vida sin limitaciones y libre de sufrimiento.

Nuestra decisión de emprender el camino de la sabiduría,  es el comienzo de la transformación del yo y al mismo tiempo es el comienzo del fin de la tiranía del ego.

 Karsten Ramser

Deja un comentario